Rosas Tapizantes, Cubresuelos o Paisajistas

Las rosas tapizantes, cubresuelos o paisajista, son arbustos híbridos de rosas modernas que crecen a muy baja altura, ramificando muy bien de forma lateral. Con su crecimiento, son indicados para cubrir áreas de suelo que podrían ser de difícil acceso, como son las rocallas, aunque también son adecuados para utilizar en maceta, como una planta colgante.
Estos rosales empezaron a aparecer a finales del siglo XX. Lo que se buscaba era una alternativa a los floribunda y a los híbridos de te, que tuvieran una mayor resistencia a las plagas y que fueran de muy bajo mantenimiento.

aspirin rose, rosas tapizantes

Aspirin Rose, Tantau

10 Características de las rosas tapizantes

Las rosas tapizantes, cumplen muy bien las expectativas de los paisajistas de jardín. Las principales características de las rosas tapizantes son:
1. Aportan color como las rosas floribunda
2. Flores simples y dobles, bien formadas
3. Es habitual que florezcan en ramilletes, como los floribunda
4. Poseen perfume, como muchos de los híbridos de te
5. Son de bajo mantenimiento, como las rosas arbustivas
6. Tienen buena resistencia a las enfermedades y hongos
7. Crecimiento bajo, por norma general por debajo de 60 cms. Se pueden utilizar para crear macizos y arriates de rosas.
8. Son reflorecientes en su mayor parte, aunque hay variedades de una sola floración.
9. No son injertados, crecen en sus mismas raíces, lo que abarata mucho su producción.
10. Bajo mantenimiento para la poda

Cuidados de los rosales tapizantes

Los rosales cubresuelos aguantan perfectamente la exposición directa al sol, están especialmente ideados para ser plantas de rocallas, tapizantes o para crear macizos. No aguantan la sombra, aunque podrían estar bien en una ligera semi-sombra.

aspirin rose. rosas paisajistas

Aspirin Rose

Son bastante resistentes a las enfermedades por hongos, aunque en climas muy húmedos podrían sufrir ataques por hongos, sobre todo el punto negro y el mildiu.
Para evitar que esto suceda en nuestro jardín, debemos evitar mojar las hojas. En macizos deberíamos instalar un riego por goteo.
Necesitan de riegos abundantes, sobre todo si están en macetas o jardineras, donde la humedad se elimina más rápidamente.
Son plantas exigentes, como todos los rosales, así que el suelo debe ser rico en nutrientes y aportar abonos en primavera y verano, para asegurarnos una buena floración.
Para la poda (final de invierno, principio de primavera) dependerá del arbusto, hay algunos que se pueden podar como los rosales miniatura, y con sólo mantener el orden y recortar las plantas es suficiente.
Para los arbustos tapizantes más grandes, debemos seguir las mismas reglas que para los rosales híbridos de te, eliminando las ramas débiles, muertas y aquellas que al cruzarse provocan roces.
Para estimular la floración, se deben eliminar las rosas marchitas. Es habitual que en macizos, se haga una poda después de la floración, para no tener que vigilar rama por rama cual ha florecido, y cual no.
No son plantas muy resistentes a las heladas, es conveniente protegerlas en zonas muy frías.

  • Visita nuestra tienda de jardinería
  • Abonos, fertilizantes...
  • Insecticidas, fungicidas...
  • Guantes, tijeras...
  • Todo lo que necesitas para el cuidado de tus rosas